Usted está aquí
Carroussel photos

Saffron A spice from Quercy

Un condimento de fuego y oro...


Una interesante particularidad de la región de Cajarc y la Causse de Saint-Chels es su idoneidad para el cultivo de la rosa del azafrán. De hecho, el valioso crocus aprecia el clima templado y árido de la región.  El tesoro se esconde en el propio centro de la flor. Sus pistilos proporcionan los filamentos característicos del azafrán, que perfuma todos los platos, del más sencillo al más elaborado. Además, su aspecto visual y estético ha dado origen a creaciones artísticas muy originales. 

 

 

La cosecha

Paciencia y sabiduría

  • La floración empieza en octubre y dura alrededor de tres semanas. La vida de la rosa del azafrán es efímera: 48 horas como máximo. ¡Hay que recolectarla en el momento oportuno! 

  • ¡La maniobra necesaria para hacerlo es muy concreta y data de antiguo! Desde el siglo XV, se envuelve delicadamente con la palma de la mano, se corta el tallo con la uña... ¡y vuelta a empezar, una y otra vez! ¡Para conseguir un gramo de azafrán, hacen falta 200 flores!

¡Salga al encuentro de esta especia!

 

La fiesta del azafrán de Cajarc

La asociación de productores «Les safraniers du Quercy» organiza todos los años un festejo tradicional en torno a este condimento. La fiesta brinda la ocasión de aprender un poco más sobre el famoso «crocus sativus linnaeus», desde su plantación a la cocina, pasando por su escamonda y recolección.

Visit the farmers


The countryside around Cajarc and the Causse de Saint-Chels are dotted with Saffron fields. The growers await you at their farms – in many cases handed down from father to son – to share their exquisite passion for this “red gold”.

 

Los productores

Los amantes de la cocina deliciosa y la buena mesa, apreciarán sin duda los múltiples usos del azafrán: en aperitivos, en productos salados, en dulces, etc.

 

Cocinar con la especia